menú del día
Home / , , , , / De circuito cerrado a FM: una historia de luchas y victorias por el derecho a la palabra
De circuito cerrado a FM: una historia de luchas y victorias por el derecho a la palabra
Por:  / 13 diciembre, 2015
Comparte
Foto/William Gómez

Los sonidos locales o radios en circuito cerrado pertenecientes a la Red de Comunicadores de Occidente, están ubicados en comunidades de los municipios de Tacuba, Ahuachapán, Ataco, Guaymango y Nahuizalco. Estas radios tienen como especialidad darle voz a las personas de la comunidad para que se expresen con libertad, ejerciendo así su derecho a la palabra. Según la SIGET, el 94.26 % de frecuencias en FM del país, le pertenece a un grupo de empresarios privados. Margarita Zaldaña, la directora de una de estas estaciones comunitaria, tiene 16 años de edad.


Por Krissia Girón

Antes que los primeros rayos del sol atraviesen el techo de teja en la pequeña casa de adobe de Margarita Zaldaña, ubicada en Lomas de San Antonio, en una Tacuba lejana de las grandes urbes salvadoreñas, ella ya está preparada para lo que será un sábado agitado.

Margarita camina bajo el sol de las seis de la mañana por dos minutos, hasta llegar a otro grupo de casas de adobe, en una de ellas funciona Radio Éxito, sonido local de la comunidad que ese día está de fiesta.

Ese 5 de diciembre de 2015 es un día histórico para la comunidad Lomas de San Antonio, para Tacuba, y para las organizaciones que luchan por el libre ejercicio del derecho a la comunicación.  Ese día la comunidad celebra que su sonido local no será solamente una radio en circuito cerrado, sino que por primera vez, los sonidos locales tendrán la oportunidad de escucharse en frecuencia modulada…

***

Los sonidos locales, o radios en circuito cerrado, pertenecientes a la Red de Comunicadores de Occidente están ubicados en comunidades de los municipios de Tacuba, Ahuachapán, Ataco, Guaymango y Nahuizalco. Esas comunidades que no figuran en los grandes medios de comunicación, a menos que sea para ubicarlos dentro de las estadísticas de la violencia.

En Tacuba, seis cantones alojan cada una de las radios en circuito cerrado. Una torre alta que sostiene dos parlantes grandes en medio de milpas o de un grupo de casas del cantón, una consola y una computadora o radio grabadora, permite que las radios suenen solamente en sus comunidades a través de los parlantes. Estas radios tienen como especialidad darle voz a las personas de la comunidad para que se expresen con libertad, ejerciendo así su derecho a la palabra.

Gracias a la Asociación de Radios y Programas Participativos de El Salvador, (Arpas), la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura, (Unesco) y la Asociación de Capacitación e Investigación para la Salud Mental, (Acisam), se gestionó a inicios de este año un transmisor móvil, mejor conocido como “radio móvil”, una herramienta que permite conectarse a la programación de los sonidos locales y emitirlas a través de una frecuencia dentro del espectro radioeléctrico que, en este caso, será la 92.1 FM, donde transmiten las 22 radios comunitarias asociadas a ARPAS. Con esto, las y los jóvenes cumplen su sueño de escucharse al nivel de los grandes medios comerciales que acaparan el espectro. Una espera larga y fruto de años de esfuerzo.

***

La espera duró seis años. En aquella época, año 2007, Margarita tenía tan solo 10 años de edad, y ya soñaba con llegar a un medio de comunicación. “El día que llegué a la radio fue mi abuela conmigo porque yo no cumplía con la edad que pedían, que era de 11 años. Pero cuando salió la oportunidad pensé que sería bonito pertenecer a un sonido local. Así que a mis 10 años asumí los compromisos de la radio”, comenta Margarita.

La oportunidad de trabajar en los sonidos locales se dio gracias a un proyecto desarrollado por  ACISAM, que concientizó a un grupo de jóvenes sobre la importancia de acceder a un medio de comunicación, y sobre la realidad en que El Salvador está sumergido en el tema de los medios: la existencia de grupos que monopolizan el espectro radioeléctrico, imponiendo su hegemonía cultural, informativa y social.

“Empecé aprendiendo a programar. Luego de dos o tres meses ya tenía un turno. Todos estos años he agarrado el turno de las cinco de la mañana porque así me queda tiempo de ir a la escuela en el día, ya que tengo clases hasta las cinco de la tarde, y así no descuidar ninguna de las dos cosas”, dice Margarita, quien ha sacrificado sus madrugadas por seis años para cumplir su sueño.

A-
Jóvenes inspeccionan el equipo radiofónico con el que podrán ampliar el eco de la voz del pueblo. Foto/William Gómez.

El proceso de instalación, formación y concientización de las y los jóvenes no fue fácil, nos comenta Sergio Sibrian, coordinador de ACISAM. “Recuerdo que cuando veníamos a capacitar a Lomas de San Antonio en el 2007, cuando les hablábamos a los jóvenes, el grupo en su conjunto tenía la mirada hacia abajo, al suelo. Es a través de este proceso de formación en que retamos a los jóvenes a que nos miren de frente. Desde ese entonces el grupo continuó en las capacitaciones viéndonos de frente a nosotros y a todo el que venía a la comunidad. Este es un ejemplo de los grandes cambios personales gracias a ejercicio de la comunicación como un derecho humano”, expresa Sibrian.

En la inauguración de la “radio móvil”, que permitirá que los sonidos locales transmitan en FM, se respiró un aire de satisfacción y alegría al ver el fruto de años de esfuerzo. Cada persona presente en esa pequeña casa que aloja el equipo de Radio Éxito, expresó sus sentimientos al saber que por fin, sus comunidades se harán escuchar.

“La Red de Comunicadores de Occidente ha impulsado este esfuerzo que se concretiza hoy, fruto del trabajo de muchos años, este es un día histórico, estamos realmente muy emocionados”, comenta Flor Elena López, concejala de la Alcaldía de Tacuba, quien acompañó por muchos años los proyectos de sonidos locales.

Leonel Herrera, director ejecutivo de Arpas, dijo que al recibir el equipo de la radio móvil, no dudaron en trasladarla a las radios de occidente. “Esta radio móvil va a tocar otros lugares donde también otros jóvenes y comunidades van a hacer ejercicio de este derecho que tenemos a expresarnos, a comunicar nuestras ideas y opiniones, nuestras historias, nuestros problemas y esperanzas”, expresó Herrera.

El proyecto de la radio móvil indica que este transmisor no se quedará en Radio Éxito, sino que será una radio itinerante, es decir, así como la Radio Éxito, Radio Expresa, Takupan, Mix Juventud, La Voz de Mi Gente, Progreso, El Espino, y el resto de radios que conforman la Red de Comunicadores de Occidente, tendrán la oportunidad de escucharse en la 92.1 FM en sus municipios y comunidades.

Marcelo Galicia, representante de la Red de Comunicadores de Occidente, consideró que esta es la oportunidad de hacer otro tipo de comunicación desde las comunidades. “Queremos hacer una comunicación diferente a los grandes medios que solo nos venden consumismo, publicidad, violencia. Queremos visibilizar a nuestras comunidades y sus formas de vida”.

La Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, solicitó a la Superintendencia General de Electricidad y Telecomunicaciones (Siget) en diciembre de 2014, un informe sobre la totalidad de frecuencias del espectro radioeléctrico, qué porcentaje está disponible para su concesión, y además que identifique a los concesionarios de estas frecuencias y el porcentaje del cual son dueños. Según la SIGET, dentro del espectro radioeléctrico, en manos de un grupo reducido de empresarios privados se encuentra el 95.52% de frecuencias en AM, el 94.26% de frecuencias en FM, y el 94.36% de las frecuencias de televisión. Este informe de la SIGET, presentado a la Sala de lo Constitucional en febrero de este año, aclara además que las radios comunitarias solamente poseen dos frecuencias: la 90.5, que es una frecuencia local, y la 92.1 donde se emite la señal de las 22 radios asociadas a ARPAS en los 14 departamentos del país.

MESA
En mesa (izq. a der.) -Leonel Herrera, director de ARPAS Sergio Sibrian, Coordinador de ACISAM. -Flor Elena Lopez, Concejala de la Alcaldia de Tacuba. -Lucy Calderon, representante de la Unesco. -Marcelo Galicia, representante de la Red de Comunicadores de Occidente. -Alejandro Martir, Secretario de Organizacion del Consejo Ciudadano de Comunidades Originarias de Tacuba

En el evento de Radio Éxito se recordó también este aspecto. Para William Gómez, del Colectivo de Comunicación Popular, el hecho que unos pocos tengan concentrado la mayor parte el espectro radioeléctrico no es sinónimo de detener la marcha. “En algunas jornadas con los jóvenes comparábamos las radios de frecuencia con los sonidos locales. Ellos y ellas consideraban que los sonidos locales sí se deben a la comunidad, pero la pregunta central era ¿Será el problema la frecuencia o el contenido?, ¿Los sonidos locales perderán su naturaleza por tener una frecuencia? Concluyeron que el problema es el contenido”.

Gómez agregó que “esta Radio Móvil es un gran avance, porque ¿quién nos ha dicho que solo unos cuantos tienen derecho a tener una frecuencia?, ¿quién nos ha dicho que solo unos cuantos tienen derecho a la palabra?, con esta frecuencia los sonidos locales deben hacerse sentir, demostrar que nuestras comunidades también son noticia y de interés nacional. Hoy deben de salir del anonimato esos héroes anónimos de nuestras comunidades”, expresó.

¿Qué tiene que ver Tacuba, Ataco, Guaymango, Sonsonate, y todas las pequeñas comunidades del país con el hecho de que un grupo reducido de empresarios tengan en sus manos el monopolio de medios de comunicación y que en estos lugares no exista un acceso real a los medios?, la respuesta nos la da Margarita, quien ahora con 16 años de edad, es presidenta de Radio Éxito, y que a partir de hoy su voz y la de sus compañeros se harán escuchar. “No es justo que unos pocos tengan acceso a los medios de comunicación. Las comunidades también tenemos derecho y por eso hemos luchado todos estos años. Ahora vamos a demostrar que en la radio también debe haber igualdad, y que todos los medios valemos lo mismo, grandes o pequeños”.

Con esta oportunidad, estas comunidades podrán desarrollar con toda libertad el arte de comunicar, y harán cumplir su derecho a informar y recibir información, y a comunicarse, pues en todo caso, la comunicación e información no son mercancía y privilegio de unos pocos, sino es un derecho de todas y todos.

Deja un comentario
Te puede interesar
Lo más reciente
tenemos una cita
Top 10: mejores historias de Gato Encerrado en 2015
Suscríbete
Recibe nuestras más recientes noticias vía E-mail.
Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE